«No. No fue algo así como que a su ciudad se la arrase un tornado; eso no es del todo exacto; fue bastante más quirúrgico. La idea es “abducción”. La idea es: ahora estas aquí, luego un instante más estás allá y tú nunca regresas a aquel sitio. Así estaba yo a los seis. En la abducción no es el entorno el que se va; en la abducción es uno el que se esfuma». […]

* * * * * * * * * *
Nunca antes un humano se ha sentido tan aislado y encerrado en la ilusión y la prisa como ahora, cuando se está a un paso de conectar con quien de veras se debió conectar desde el principio, cuando la trascendencia no tramita más en el espacio sino en el tiempo. Angustia ver la mar de muros blancos y secretos, angustia ver la traza extensa de infinitos y, anudada en cualquier punto, la propia finitud. […]

* * * * * * * * * *
Pon que un tío fue criado entre bonobos. Nunca ha visto antes a otro tío. Harvard me beca para que pruebe una teoría y me dejo caer una mañana por la selva. Nos cruzamos. La pregunta es, en el momento en que nos cruzamos ¿tú qué crees? ¿Crees que Tarzán me ve o que no me ve?
Pues mi intuición es que el salvaje mirará y no me verá. Ver no es mirar, ¿sabes? Ver es reconocer. El salvaje mira porque tiene ojos y el ojo busca formas con las que juguetear; claro que me mira. Ahora, mirar no es ver, lo repito. Tarzán no me «ve»; y no me ve pues no me «reconoce». En la naturaleza siempre sucede igual: mira cuanto gustes que si no lo has visto antes, es decir si alguien no lo ha señalado antes con su dedo y dicho «¿ves? eso es tal cosa», pues no lo verás. […]
* * * * * * * * * *
[…] Ahora la condición más curiosa de quien produce Arte no es ni la creatividad, ni la inteligencia, ni la locura. La condición más particular de un artista es «una alta tolerancia frente a lo que casi todos consideran siniestro». Alta tolerancia al dolor. Alta tolerancia a la desdicha. El artista «suele» ser desdichado. Ahora pues, nadie desea ser desdichado. Y como en general nadie se desea la desdicha, pues en general son pocos los artistas. […]
«How to fail and fail» Colt N. Ford
que tiene la buena costumbre de regalar palabras,
y la mala costumbre, de necesitar vivir de ellas…



1 Comentario

Los comentarios están cerrados.

  1. Autor
    citizenkant 3 años

    Quienes tienen agente, o agencia publicitaria, o manager, tienen la suerte de ir por la vida haciéndose los desapercibidos… Ellos no miran jamás si alguien ha hablado de ellos, porque son artistas "serios" a quienes todo este asunto les da igual. Yo, eso, no es que no me lo pueda permitir sino que no quiero permitírmelo; cada vez que alguien invoca mi nombre, para mí es un triunfo de la comunicación, siento que por fin lo que he dicho ha llegado a alguien en concreto, me siento más parte del mundo, màs afianzado a la vida y más parte de la Sociedad, no por mi cara bonita sino por el atributo esencial de todas las cosas: tener alguna "utilidad". 🙂

CONTACT US

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Enviando

©2018 KLEO Template a premium and multipurpose theme from Seventh Queen

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?